Quinto Reporte (15 y 25 de octubre)

Ciudad de México y Mérida, Yucatán, 15 de noviembre de 2016

Reporte de observación de la tercera sesión de la fase “Acuerdos previos” en Hopelchén y Tenabo y del “Informe de inspección y vigilancia de soya en Campeche” (15 y 25 de octubre)

Misión de Observación de la Consulta al Pueblo Maya
sobre la siembra de soya genéticamente modificada

I. Antecedentes y breve descripción de los hechos

La sentencia de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN, 499/15) y la Recomendación de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH, 23/2015) mandataron a diversas dependencias del Estado Mexicano1 la realización de la consulta al Pueblo Maya sobre la siembra de soya genéticamente modificada promovida por la empresa Monsanto. En este marco, la Misión de Observación de la Consulta al Pueblo Maya sobre la siembra de soya genéticamente modificada (de ahora en adelante: “Misión de Observación” o “Misión”), conformada a petición de comunidades mayas a ser consultadas, tiene el objetivo de velar y coadyuvar a que el proceso se realice con pleno apego a los estándares internacionales sobre consulta previa y derechos de los pueblos indígenas, según lo establecen el fallo de la SCJN y la Recomendación de la CNDH.

Como parte del proceso de consulta, el 15 de octubre de 2016 se llevaron a cabo las reuniones correspondientes a la tercera sesión de la fase de “Acuerdos Previos” en los municipios de Hopelchén y Tenabo, ambos en el estado de Campeche. Ambas reuniones fueron convocadas debido a los acuerdos de la segunda fase de “Acuerdos previos”2 y tuvieron como objetivo definir cómo se va a hacer la consulta indígena en ambos municipios.

La sesión de Hopelchén se realizó en el Centro Cultural “Los Chenes”. A diferencia de ocasiones pasadas, esta vez no se hizo pública la convocatoria para la reunión. Afuera del salón donde se realizaría la sesión estaba instalada una carpa y unas mesas de registro en donde las autoridades responsables de la consulta entregaban gafetes a los representantes de las comunidades.

Al interior del salón, las mesas y las sillas fueron ordenadas en forma de herradura, tal como fue solicitado por los representantes de las comunidades en la sesión pasada. Cada lugar contaba con un presentador con el nombre de la comunidad. Originalmente había un lugar para la comunidad de Vicente Guerrero Iturbide, pero fue posteriormente retirado, ya que dicha comunidad tuvo otro proceso de consulta que ya ha sido reportado por esta Misión de Observación.3 Del mismo modo, se “acordonó” con un listón blanco el área reservada para los representantes de las comunidades, tal como estos solicitaron en la sesión anterior (ver ilustración 1).

Ilustración 1. Salón con mesas y sillas en forma de herradura y acordonado.

Ilustración 1. Salón con mesas y sillas en forma de herradura y acordonado.

En la puerta del salón, los funcionarios de la CDI sólo permitían la entrada a los representantes de las comunidades acreditados.

Las autoridades responsables de la consulta presentes en la sesión fueron la Dra. Sol Ortiz, Secretaria Ejecutiva de la CIBIOGEM; el Lic. Marco Ramírz, Subdirector de Política y Normatividad Internacional de CIBIOGEM; el Lic. Pedro Armentía, delegado federal de la CDI en Campeche; David Mendoza, Jefe de Departamento de la Dirección de Participación y Consulta; el bachiller Liborio Chi, intérprete traductor en lengua maya certificado por el Instituto Nacional de Lenguas Indígenas. También estuvieron presentes el Presidente Municipal del H. Ayuntamiento de Hopelchén, José Ignacio España; Carlos Pimentel, Diana García y José Manuel Ruiz, de la CNDH; y Tom Haeck y Bernardo Serrano, observadores de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos en México (ONU-DH).

La sesión comenzó a las 11:00 horas. El Lic. Ramírez anunció que en lo que terminan de acomodarse los asistentes proyectarán un video sobre conflictos sociales en una comunidad (la ñauri, de Perú).4 Por su parte, la Dra. Ortiz se presentó en lengua maya y dio la bienvenida. El presidente municipal de Hopelchén, al tomar la palabra, señaló la importancia de preservar el medio ambiente y que él será un facilitador del proceso, a favor de las comunidades y de todos los productores; mencionó que “no estamos divididos” y que está consciente de que deben vigilar y regular los agroquímicos.

La Dra. Ortiz preguntó si la sesión se realizará en español o en maya. Se acuerda que en los dos idiomas, primero en español, luego la traducción al maya. Inmediatamente explicó que se reunieron para cumplir acuerdos, y que el primero cumplido es tener esta reunión a las 11 am. También informó que, como parte de los acuerdos cumplidos, las autoridades cubrirían los gastos de traslado de siete personas por comunidad, así como la disposición del salón en dos áreas: una conformada por mesas en forma de herradura, donde estarían los representantes comunitarios y las autoridades responsables de la consulta; y otra que permitiera a los no consultados interesados estar presentes en la sesión. A diferencia de la reunión anterior de “Acuerdos previos”, en ésta apenas asistió menos de una decena de menonitas, quienes se sentaron hacia el fondo del salón (ver Ilustración 2).

Ilustración 2. Menonitas presentes en la sesión de consulta.

Ilustración 2. Menonitas presentes en la sesión de consulta.

Después de que la Dra. Ortiz leyó los acuerdos del acta de la sesión anterior, las autoridades proyectaron el video “Proceso de consulta indígena sobre OGM”,5 primero en español con subtítulos en maya, y después en maya con subtítulos en español. La proyección del video sufrió diversos problemas técnicos que dificultaron su comprensión.

Después de la proyección del video, el Ing. Rodrigo Ramírez, de SENASICA, presentó el “Informe de inspección y vigilancia de soya en Campeche” (ver ilustraciones 3 a 5). En esta presentación, el Ing. Ramírez informó (apoyado en dos diapositivas) que realizaron tres visitas de inspección y vigilancia: en la primera, del 10 al 12 de agosto, tomaron muestras en 16 predios de soya ubicados en los municipios de Hopelchén y Hecelchakan; en la segunda, realizada los días 1 y 2 de septiembre, tomaron muestras en 14 predios de soya en Hopelchén y Champotón; y en la tercera, del 21 al 23 de septiembre, tomaron muestras en 25 predios de soya en Hopelchén y Champotón.

Ilutración 4. Informes SENASICA.

Ilutración 4. Informes SENASICA.

Ilutración 5. Informes SENASICA.

Ilutración 5. Informes SENASICA.

Ilutración 3. Informes SENASICA.

Ilutración 3. Informes SENASICA.

 

El Ing. Ramírez informó que en la primera visita obtuvieron 3 verificaciones; en la segunda 2 y en la tercera ninguna. Después de la verificación, se notificó a 5 propietarios de predios debido a que las muestras resultaron positivas.

Después de la presentación del informe, los representantes de las comunidades pidieron la palabra. El representante de Bolonchén preguntó si las 5 verificaciones resultaron positivas, a lo que las autoridades respondieron que sí. Por su parte, la representante de Ich Ek preguntó cuántas de las 5 verificaciones corresponden a Hopelchén y cuántas hectáreas son. Las autoridades no dieron respuesta.

Los representantes de las comunidades señalaron que el informe no está completo y pidieron que las autoridades brinden un informe claro. Exigieron también que se indique cuánto se siembra en Hopelchén y qué medidas se tomarán con quienes han sembrado.

En ese momento, un habitante de la comunidad de Vicente Guerrero Iturbide se levantó de su lugar para tomar la palabra. Las autoridades no se la otorgaron, debido a que dicha comunidad ya realizó su proceso de consulta.

El representante de Bolonchén expresó que ellos, los representantes de las comunidades, están haciendo la parte que les corresponde, pero que las autoridades están actuando con lentitud, dando tiempo suficiente para la cosecha de la soya. Este representante enseñó a las autoridades una planta de soya genéticamente modificada como una demostración de que se está sembrando ilegalmente dicho cultivo. Al entregarla declaró “aquí está la prueba” (ver ilustración 6).

Ilustración 6. Representante de Bolonchén enseñando soya transgénica a autoridades.

Ilustración 6. Representante de Bolonchén enseñando soya transgénica a autoridades.

La Dra. Ortiz respondió que los procedimientos de inspección y vigilancia son tardados, y que la información que pueden proporcionar es limitada. Estas respuestas generaron descontento por parte de los representantes de las comunidades.

El habitante de Vicente Guerrero Iturbide pidió de nuevo la palabra. A pesar de que las autoridades le negaron una vez más su participación, dicho individuo profirió amenazas en contra de los líderes comunitarios y los asesores de las comunidades. Las autoridades le solicitaron que abandonara el recinto. Al retirarse, después de 15 minutos, también abandonaron el salón alrededor de veinte personas.

Con respecto al informe de SENASICA, el Lic. Pedro Armentía, de la CDI, comentó que el lunes a primera hora pedirán un informe completo a SENASICA.

Los representantes de las comunidades solicitaron que en el acta de acuerdos se incluyan los siguientes tres puntos: 1. Aseguramiento y destrucción de forma inmediata; 2. Denuncias de hecho a la PGR; y 3. Entrega de informe de SENASICA que incluya seguimiento, predios visitados, coordenadas y castigos.

La representante de Ich Ek cedió la voz a los asesores de las comunidades, quienes explicaron que ya se presentaron dos denuncias y preguntaron dónde está la labor de coordinación entre autoridades.

El representante de Suctuc preguntó ¿quién se va a hacer responsable sobre las abejas y animales que están muriendo?

Por su parte, el alcalde aclaró que en Hopelchén es ilegal que hayan avionetas rociando agroquímicos, pues no hay permisos para pistas.

Los representantes de las comunidades y las autoridades acordaron que el martes 25 de octubre a las 11:00 hrs. SENASICA presentaría un informe más completo.

Después de este acuerdo, la representante de Ich Ek señaló que los representantes de las comunidades traen una propuesta de programa de trabajo, misma que entregaron a las autoridades.

Los representantes de las comunidades, sus asesores y las autoridades acordaron que las autoridades entregarán una respuesta a la propuesta del programa de trabajo antes del 10 de diciembre de 2016 y tener la próxima sesión de Acuerdos previos el 28 de enero de 2017.

A las 13:50 se sirvió la comida mientras se preparó el acta circunstanciada. Durante la preparación del acta, una de las asesoras de las comunidades pidió que se tome en consideración la situación del habitante de Vicente Guerrero Iturbide. El comisario ejidal de dicha comunidad aclaró que en Iturbide no están de acuerdo con sembrar soya GM.

Por otra parte, la sesión de Tenabo tuvo lugar en la cancha de usos múltiples e inició a las 17:30 hrs. En la reunión estuvieron presentes David Mendoza, de CDI, Marco Ramírez, de CIBIOGEM; Humberto Chi, intérprete traductor en lengua maya; alrededor de 15 personas de las comunidades del municipio, aunque sólo hubo representantes de 4 de las 7 comunidades. También estuvieron presentes Xavier Moya, del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, así como Carlos Pimentel, Diana García y José Manuel Ruiz de la CNDH. David Mendoza señaló que el objetivo de la sesión era tomar acuerdos sobre el programa de trabajo.

Los funcionarios proyectaron el video “Proceso de consulta indígena sobre OGM”, en el que también se presentaron fallas técnicas. Después de la proyección, Marco Ramírez invitó a los asistentes a comer tacos en lo que elaboraban el acta circunstanciada, a la cual dieron lectura. Se acordó que el 10 de diciembre las autoridades entregarían una respuesta a la propuesta del programa de trabajo y que el 29 de enero de 2017 se celebraría la siguiente sesión de Acuerdos previos.

El 25 de octubre se llevó a cabo en Hopelchén una segunda reunión en Hopelchén para la entrega del “Informe de inspección y vigilancia de soya en Campeche”. El objetivo era presentar el segundo informe de inspección y vigilancia, según lo acordado en la reunión del 15 de octubre, en la que los representantes de las comunidades rechazaron el informe presentado por SENASICA.

A la reunión acudieron Pedro Armentía, Delegado de la CDI; Marco Ramírez, de CIBIOGEM; David Chay, de la CDI; Ricardo Melo, Jefe de Departamento de Monitoreo y Dispositivos de Bioseguridad de OGM de SENASICA. Por parte de las comunidades asistió la Comisión de enlace con las autoridades y dos de sus autoridades.

El informe fue presentado por el Ing. Ricardo Melo Herrero, de SENASICA, quien comenzó explicando a los presentes los procedimientos establecidos en su normatividad para la Inspección y vigilancia: muestreo, tiras reactivas, verificación, Informe de laboratorio, medidas de bioseguridad y procedimiento administrativo. Continuó exponiendo que existen dos procedimientos por la siembra de soya GM en el estado de Campeche, uno denunciado ante SENASICA y otro ante PGR, aclarando que él y SENASICA están actuando por el presentado ante su institución.

Una vez expuesto lo anterior, el Ing. Melo pasó al tema del informe resultado de la verificación y señaló que de las 55 muestras levantadas hasta el 25 de octubre, 24 resultaron positivas mediante la técnica de cintas reactivas y que de estas se han realizado solo 10 visitas de verificación, catalogando, como resultado de estas, 5 como prioritarias, por lo cual se mandaron a laboratorio. De estas sólo una resultó positiva.

Debido a las contradicciones entre los dos informes presentados el 15 y 25 de octubre, así como al hecho de que no se cumplió la entrega por escrito del informe, los integrantes de la Comisión de enlace manifestaron inconformidad y rechazaron el informe, solicitando explícitamente a las autoridades:

1.- La entrega oficial de este informe por escrito el día 29 de octubre, en el domicilio establecido por los representantes comunitarios mayas a la consulta en Bolonchén;

2.- Que en dicho informe se detalle con claridad cuáles son las medidas de seguridad establecidas en el predio que resultó positivo y las medidas legales implementadas;

3.-Que además de hacer llegar el informe a las comunidades por la vía establecida se envié a la PGR;

4.- Que se aclare en el informe escrito a qué se refiere el expositor Ing. Melo de SENASICA cuando afirma que hay o puede haber semilla revuelta;

5.- Se solicita a CIBIOGEN que proporcione antes del 29 de octubre, a la Comisión de enlace, el video de esta sesión;

6.- Que se informe jurídicamente qué se ha hecho respecto a la semilla de soya genéticamente modificada encontrada en los predios.

Por último el representante de SENASICA manifestó que, en la medida de lo posible, acelerará los procedimientos de inspección y vigilancia, basado en la normatividad vigente, para que sea antes de la cosecha.

II. Ejes de violación de los principios de consulta

La Misión de Observación reconoce que las autoridades responsables de la consulta han cumplido con una serie de acuerdos con las comunidades, como las fechas en que son realizadas las sesiones, la elaboración de material audiovisual y la distribución del espacio. No obstante, estos avances se ven opacados por las violaciones que fueron cometidas durante la presentación del “Informe de inspección y vigilancia de soya en Campeche” de SENASICA. La siembra de soya genéticamente modificada en Campeche es la materia sustantiva y central de la consulta. El proceso de consulta a las comunidades tiene su razón de ser en tanto que es previa a la siembra de dicho cultivo, y en la medida en que se realiza de buena fe, de un modo culturalmente adecuado y se proporciona información completa, suficiente, accesible y veraz a las comunidades.

Debido a la relevancia que tiene la presentación del informe de SENASICA en el proceso de consulta, dedicamos un apartado a este asunto para documentar los principios y estándares internacionales del derecho a la consulta que han sido violados.

2.1. Informe de SENASICA

a) Violación al principio de consulta “previa”

En el informe, las autoridades responsables de la consulta constataron que en el estado de Campeche se está sembrando soya genéticamente modificada, a pesar de que dicha autorización está suspendida por la Suprema Corte de Justicia de la Nación. Con este hecho se está violando el carácter “previo” de la consulta, según el cual la consulta debe realizarse antes de que se lleven a cabo medidas administrativas o legislativas que puedan afectar a las comunidades indígenas.

b) Violación al principio de consulta “informada”

El informe no cumplió con su objetivo expreso: informar a las comunidades. El informe rendido por las autoridades no satisfizo a los representantes de las comunidades. Uno de ellos expresó, en la reunión del 25 de octubre: “el informe que nos han dado no es satisfactorio, no es aceptable, no estamos satisfechos con la información”. Asimismo, los representantes formularon preguntas en torno a la siembra de la soya genéticamente modificada en el estado, tales como: ¿cuántas hectáreas se han sembrado?, ¿en qué predios se ha sembrado?, ¿cuáles corresponden al municipio de Hopelchén?, ¿cuáles serán las sanciones para quienes han sembrado ilegalmente?, ¿qué se ha investigado de las empresas que están vendiendo la semilla de soya GM a pesar de ser un delito federal?

Las autoridades respondieron que, de acuerdo con el Artículo 115, fracción 6 y 7 de la Ley de acceso a la información pública, la información que solicitan los representantes es reservada, ya que puede obstruir la persecución del delito, por lo que no pueden entregar datos sobre coordenadas y nombres de los productores de los predios catalogados como positivos.

En una carta dirigida a autoridades de SAGARPA y SENASICA, el Colectivo Apícola Chenero pone de manifiesto una serie de aspectos que no fueron cubiertos satisfactoriamente en el informe de SENASICA:

En el informe brindado, el SENASICA establece que no sabe cómo es que dicha semilla llegó en forma tan generalizada a nuestra región, aún estando sin efectos el permiso para su siembra. Así tampoco sabe qué es el procedimiento a seguir y declara que no conocen el riesgo de sanidades por la siembra de soya GM en el municipio.6

c) Violación al principio de consulta de “buena fe”

La reticencia de las autoridades a responder dichas preguntas constituye un incumplimiento del principio de “buena fe” de la consulta, ya que genera un ambiente de desconfianza entre los representantes de las comunidades y el Estado.

La falta de buena fe o de un ambiente de confianza mutua fue expresada por parte de las comunidades de diversas maneras. En primer lugar, los representantes de las comunidades expresaron su preocupación debido a que el tiempo de la cosecha de la soya está próximo. Desde el punto de vista de los representantes, el hecho de que algunos habitantes del municipio declaren que están sembrando, y que dichas declaraciones sean confirmadas por las autoridades sin haber sanción alguna, es un acto de “impunidad”. Los representantes cuestionaron: “¿de qué sirve que haya una suspensión de la Suprema Corte? […] quiere decir que sale sobrando lo que dice la Suprema Corte”.

Del mismo modo, los representantes y asistentes de las comunidades expresaron la falta de buena fe de diversas maneras. Comentaron que ya no quieren que les den “atole con el dedo”; pidieron “que renuncien si no tienen competencia”; les espetaron que están actuando “a paso de tortuga” y que su actuación es “vergonzosa”; que “no quieren violencia, quieren entendimiento”, que [las autoridades] “les hablen con la verdad”; que quieren “bioseguridad, seguridad a la vida”; que si las autoridades “no abren este diálogo, no procede la consulta”; que las autoridades “los están mareando, [pues] no les dan datos exactos, concretos”. Todas estas son expresiones de la falta de un ambiente de confianza y de buena fe, sin el cual no se puede llevar a cabo el proceso de consulta.

En palabras del Colectivo Apícola Chenero, con sus informes, “el SENASICA ha actuado de mala fe proporcionándonos información contradictoria y sin una fundamentación legal y científica. Sus informes comprueban [sic] provocan desconfianza e implican el encubrimiento de sus propias fallas y de las irregularidades en las que parece haber incurrido Monsanto”.7

Esta Misión de Observación encuentra preocupante la lentitud de los tiempos con que las autoridades han informado a las comunidades, ya que las autoridades han tenido más de tres meses para ofrecer resultados claros.

También hallamos preocupante la actuación y actitud de las autoridades responsables de la consulta, particularmente la CIBIOGEM, con respecto al informe del SENASICA. Las autoridades responsables de la consulta, lejos de presionar al SENASICA de que brinde un informe claro y satisfactorio para las comunidades, han incluso defendido a esta dependencia. El Colectivo Apícola Chenero ha expresado esta situación de la siguiente forma:

Es especialmente preocupante que el abogado de CIBIOGEM, Marco Antonio Ramírez Velázquez, actuara como defensor del SENASICA en las reuniones públicas con las comunidades, contestando algunas preguntas de los asistentes que el representante de SENASICA no pudo contestar durante la sesión, y evitando que SENASICA se comprometiera a cumplir con la ley antes de la cosecha próxima. Estos hechos y estas actitudes ponen en duda el interés y la buena fe de las autoridades responsables de la Consulta frente a ésta.8

De este modo, el informe de SENASICA representa una violación a los principios de consulta previa, informada y de buena fe, por lo que pone en riesgo el proceso de la consulta y el incumplimiento del gobierno mexicano de la resolución emitida por la SCJN.

2.2. Violación al principio de consulta “libre”

El principio de consulta “libre” significa que en el proceso de consulta no deben existir actos de coerción, intimidación ni manipulación que puedan incidir en la decisión que tomen las comunidades consultadas.

En las pasadas sesiones del proceso de consulta, dos elementos representaron una violación al principio de consulta “libre”.

a) Amenazas a líderes comunitarios y asesores

El primero fue las amenazas por parte del asistente de la comunidad de Vicente Guerrero Iturbide hacia los líderes comunitarios y los asesores de las comunidades en la sesión de consulta del 15 de octubre en Hopelchén. Esta situación provocó un momento de tensión y violencia verbal (ver Ilustración 7) .

Ilustración 7. Amenazas a líderes comunitarios y asesores.

Ilustración 7. Amenazas a líderes comunitarios y asesores.

Asimismo, una de las asesores comunicó a esta Misión de Observación que, cuando se levantaron los asistentes de la comunidad de Iturbide para retirarse del salón, amenazaron de muerte a los 4 asesores presentes, y que durante la sesión de consulta estuvieron provocando a la representante de la comunidad de Ich-Ek.

III. Recomendaciones

3.1. Que las autoridades responsables presenten un procedimiento de monitoreo, inspección, aseguramiento y destrucción de la soya genéticamente modificada más ágil y eficaz, enfocado en la protección de los derechos de las comunidades, antes de la próxima reunión de Acuerdos previos el 28 de enero.

3.2. Que se sancionen todos los casos que salieron positivos antes de la próxima sesión de consulta.

3.3. Preservar la integridad de los líderes y representantes comunitarios así como de los asesores de las comunidades.

3.4. Que las autoridades respondan con tiempo y respeten la “Propuesta de adiciones y cambios al Plan de Trabajo para la Consulta Indígena en el Municipio de Hopelchén”.

Todos los señalamientos y recomendaciones anteriores están basados en la observación directa, fotografías, registro en video, entrevistas con asistentes y la lectura de las actas circunstanciada de las sesiones de la consulta por parte de la Misión de Observación.

Misión de Observación de la Consulta al Pueblo Maya

sobre la siembra de soya genéticamente modificada

Contacto: misiondeobservacionpy@gmail.com

You are donating to : Greennature Foundation

How much would you like to donate?
$10 $20 $30
Would you like to make regular donations? I would like to make donation(s)
How many times would you like this to recur? (including this payment) *
Name *
Last Name *
Email *
Phone
Address
Additional Note
paypalstripe
Loading...